viernes, 12 de marzo de 2010

¿Por qué?

Este encarte publicitario de un colegio particular escribe incorrectamente porqué cuando no se trata del sustantivo masculino que significa ‘causa o motivo’ que, según la Academia, "se usa precedido de determinante y su plural es porqués". Tampoco es la conjunción causal porque, que sirve "para introducir la oración subordinada que expresa la causa de la acción designada por el verbo de la principal", dice el Diccionario Panhispánico de Dudas, y añade este ejemplo de Martínez Mediero: «Me tenéis envidia porque fui la única que se casó» Se trata de una expresión relativa que tiene como antecedente razones, por lo que debió haberse escrito:

Muchas razones por las que estudiar y pepararte para la vida en el mejor lugar.
Otra cosa es que en el habla coloquial se neutralicen esas diferencias y la conjunción haga el papel del relativo y el énfasis haga parecer que se tratara de una forma tónica, cuando en sí la pronunciación cuidada la señala con una marcada atonicidad.
La publicidad quiere congraciarse con el habla coloquial propia de los jóvenes, pero haría mejor si les señala al mismo tiempo la forma más correcta de expresarse para alcanzar en verdad "el mejor lugar".